Fandom

Star Wars Wiki

Windo Nend

23.953páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Este artículo trata sobre un tema incluido en las Leyendas.El tema de este artículo aparece en la era del Alzamiento del Imperio.
«También me quedo. Esto es lo que mi Maestro hubiera querido. Es lo que todos nuestros Maestros hubieran querido.»
―Windo Nend[fuente]

Windo Nend, llamado "Warble" por sus amigos, fue un padawan y Comandante Jedi aqualish quara durante las Guerras Clónicas. En el 21 ABY estuvo apostado en el planeta Jabiim, donde fuerzas de la República Galáctica y los Jedi luchaban contra el contingente Separatista del General Alto Stratus. Nend, después de perder a su Maestro en la guerra, fue parte de un grupo de estudiantes Jedi llamados la Pandilla Padawan; la teoría de los líderes Jedi en el planeta fue que un grupo de padawans actuando en conjunto tendrían las habilidades combinadas de un grupo menor de Caballeros o Maestros. conforme el resto de los Jedi en el planeta morían en batalla, Nend y la Pandilla Padawan formaron la única línea de defensa contra los refuerzos Separatistas mientras las fuerzas de la República trataban de evacuar. En el cuadragésimo primer día de la batalla Nend murió cuando un tanque droide IG-227 clase Hailfire lo atropelló, aunque Nend activó explosivos que destruyeron al droide. Posteriormente su colega y compañero padawan Anakin Skywalker le susurró el nombre de Nend a una polilla de memoria en un Monumento Jedi en Nuevo Holstice, para que fuera repetido junto con los nombres de otros Jedi caídos por toda la eternidad.

Biografía

La Batalla de Jabiim

Windo "Warble" Nend, un padawan Jedi aqualish quara, perdió a su Maestro en las Guerras Clónicas antes del 21 ABY, y Nend fue asignado a la Base Refugio en el peleado planeta Jabiim.[2] Jabiim había sido miembro de la República Galáctica hasta el estallido de las Guerras Clónicas, pero había sufrido mucho debido a la falta de respuesta de la República a problemas locales. Un vocal líder jabiimi llamado Alto Stratus habló contra la República y los Jedi, y Jabiim se separó de la República. Antes de que Stratus pudiera hacer un trato con el líder Separatista Conde Dooku, en la que prometía a los Separatistas ricos suministros minerales a cambio de apoyo y pertrechos militares, el Gran Ejército de la República aterrizó en el planeta. Stratus y sus Comandos Nimbus, apoyados por unidades del Ejército Droide Separatista, trabaron batalla con las fuerzas clónicas de la República dirigidas por los Jedi.[3]

Un Grupo de Padawans

«Warble, si te la pasas hablando todo el viaje, juro que voy a usar mis oxidados dedos para arrancarte los colmillos.»
Zule Xiss[fuente]

Varios padawans sin Maestros fueron organizados como una unidad por los líderes Jedi en Jabiim, llamada coloquialmente la Pandilla Padawan. La teoría detrás de esto fue que los talentos combinados de un gran grupo de padawans sería equivalente a un pequeño grupo de Caballeros y Maestros. Sin embargo algunos, incluyendo el soldado ARC Alpha-17, tenían la opinión de que este grupo causaría más problemas de los que resolvería.[3]

Padawanpack.jpg

Nend con otros miembros de la Pandilla Padawan

Nend estuvo presente en la Pandilla Padawan en el trigésimo segundo día de la batalla, después de que Anakin Skywalker se uniera a ella; se consideraba que su Maestro, Obi-Wan Kenobi, había muerto días antes. En ese momento la Pandilla comprendía, además de Nend y Skywalker, a los padawans Tae Diath, Mak Lotor, Elora Sund, Kass Tod, Vaabesh, Aubrie Wyn y Zule Xiss. La General Jedi Leska, la Jedi de más alto rango en el planeta en ese momento, ordenó que el grupo protegiera las líneas de suministros, pues ella estaba renuente a enviar a más jóvenes Jedi a sus muertes.[2]

Mientras protegían un convoy de suministros que incluía caminantes AT-AT y AT-XT y se dirigía a la fortaleza de la República en la Estación Cobalto, Nend y la humana Aubrie Wyn se quedaron con los vehículos mientras Skywalker dirigía al resto de los padawans y un grupo de clones para destruir a fuerzas droides que avanzaban hacia el convoy. Posteriormente Nend trató de entablar una conversación con la falleen Zule Xiss, sólo para que Xiss expresara su frustración con la situación; el gand Vaabesh ayudó a Nend a entender la historia de Xiss y la razón de su defensividad—una padawan que había pasado por varios Maestros, Xiss había atestiguado la muerte de su último y más efectivo mentor en la misma batalla en la que ella había perdido un brazo.[2]

Dos días después, el convoy fue atacado nuevamente. Un AT-XT inesperadamente activó una mina terrestre, el primer uso Separatista de minas registrado por la República durante las Guerras Clónicas. La explosión tomó desprevenido a Nend, y lo arrojó al suelo. La padawan zabrak Kass Tod ayudó a Nend a levantarse justo cuando el convoy fue asaltado por los Comandos Nimbus liderados personalmente por el mismo Stratus. Aunque estaban rodeados por las fuerzas de Stratus y un campo minado Separatista, los padawans pudieron usar sus habilidades para llevar al convoy lejos de la pelea; Nend tomó la vanguardia, y les advirtió a los demás que estuvieran atentos a las minas. Ya que su intento por destruir el convoy y matar a los Jedi había fracasado, Stratus ordenó a sus fuerzas que se organizaran para asaltar la Estación Cobalto.[2]

La última batalla

Vaabesh: «No existe el miedo, no existe el dolor, no existe la muerte—»
Windo Nend: «Sólo existe la Fuerza.»
Vaabesh y Windo Nend, parafraseando el Código Jedi [fuente]

En el trigésimo séptimo día de la batalla la Pandilla Padawan llegó a la Estación Cobalto, una de las dos fortalezas de la República que quedaban en Jabiim. La General Jedi Leska había muerto poco antes mientras actuaba contra los Separatistas en la Costa Navaja. Ese día hubo un breve respiro en las tormentas que habían plagado Jabiim por treinta y siete días, que habían impedido que las fuerzas de la República abandonaran el planeta y que aterrizaran los refuerzos Separatistas. Al voltear al cielo, Vaabesh descubrió una armada de naves de aterrizaje C-9979 Separatistas que estaban bajando a la superficie, con un ejército fresco a disposición de Stratus. La Pandilla Padawan, los últimos Jedi que quedaban en Jabiim, tomaron refugio junto con sus fuerzas en la Estación Cobalto, donde tuvieron que esperar otra pausa en las tormentas para que pudiera comenzar una evacuación ordenada de la República. El capitán Orliss Gillmunn, un lealista jabiimi, mantuvo a las fuerzas restantes lealistas y de la República en una meseta al sur de la estación.[1]

WindoNendDeath.jpg

La muerte de Windo "Warble" Nend

En ese momento, los padawans tuvieron que tomar una decisión. Podían quedarse en la Estación Cobalto y mantener a raya al ejército de Stratus de más de 10,000 Comandos Nimbus y droides de batalla, para conseguir tiempo para que las fuerzas de la República evacuaran, o podían huir a la meseta con la esperanza de evacuar antes de la llegada de las fuerzas enemigas. Skywalker y Mak Lotor, un humano, señalaron que la última esperanza de la misión era que ellos detuvieran a las unidades Separatistas, por lo que todos los padawans decidieron quedarse en la Estación Cobalto. Mientras se preparaba para la batalla venidera, Nend se amarró al torso varias granadas como armas adicionales a su sable de luz.[1]

En el cuadragésimo primero día de la batalla, Nend se encontró frente a frente en batalla con el ejército Separatista. Mientras luchaba, repetía las consignas del Código Jedi para darse confianza. Después de ser rechazado por el fuego enemigo, Nendo notó que un droide Hailfire se acercaba hacia él. Antes de que atropellara y matara al aqualish, Nend logró activar uno de los explosivos en su pecho, que lo vaporizó y destruyó al droide.[1]

Memorymoths.jpg

El monumento a Nend y otros Jedi caídos en Nuevo Holstice

Legado

«No existe la muerte…»
―Windo Nend, inmediatamente antes de sacrificarse a sí mismo[fuente]

La Batalla de Jabiim continuó por dos días más. Los miembros de la Pandilla Padawan murieron uno tras otro en la defensa de la Estación Cobalto, y Aubrie Wyn mató al general Stratus antes de morir ella misma; sólo se salvó Anakin Skywalker, que condujo una swoop al punto de evacuación en la meseta. A su llegada, simultánea con la de las naves de la República, Skywalker fue obligado a elegir qué fuerzas evacuarían. De mala gana escogió a sus fuerzas clones sobre los lealistas jabiimi, ganándose así la ira de Gillmunn y sus hombres pero salvando a los clones para luchar en otros frentes. Sin el apoyo de las fuerzas de la República la Batalla de Jabiim fue una derrota, pero Windo Nend y la Pandilla Padawan lograron impedir la muerte de muchos más.[4]

Días después, en el planeta de la República Nuevo Holstice, Skywalker añadió polillas de memoria que contenían los nombres de sus camaradas caídos de la Pandilla Padawan, incluyendo a Windo "Warble" Nend, a un monumento creado por los residentes del planeta para todos los Jedi que habían muerto en servicio a la República. Ahí, el nombre de Nend sería susurrado por toda la eternidad por las alas de la polilla.[4]

Personalidad y rasgos

«No existe la fatiga…»
―Windo Nend, en el calor de la batalla[fuente]

Nend, un aqualish quara, tenía la piel verdosa. Era bastante platicador y trataba de entablar conversaciones con sus camaradas, algo que enfurecía a la distraída y harta Zule Xiss. Sin embargo, cuando se enteró de la situación de Xiss, Nend mostró simpatía y compasión.[2] Mientras se preparaba para luchar en batalla, Nend obtuvo confianza del código Jedi y sus interpretaciones, y las dijo en voz alta al igual que su colega Vaabesh. Él luchó con un sable de luz de hoja azul, aunque en la última batalla de la Estación Cobalto se amarró ocho granadas para tener mayor potencia de fuego. Nend luchó hasta el final, sacrificándose a sí mismo para destruir un poderoso enemigo que se dirigía hacia sus amigos.[1]

Entre bastidores

Todas las apariciones de Windo Nend ocurren en el arco narrativo Last Stand on Jabiim de la serie de cómics Star Wars: Republic, escrito por Haden Blackman y dibujado por Brian Ching. Aunque la Pandilla Padawan fue mencionada primero en Star Wars: Republic 55: The Battle of Jabiim, Part 1,[3] Nend apareció con la unidad hasta el siguiente número.[2] Él murió en el número subsecuente,[1] y se le dio una breve mención en el monumento Jedi en Star Wars: Republic 58: The Battle of Jabiim, Part 4.[4]

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

Enlaces externos

 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar