FANDOM


Eras-canon
Tab-canon-white  Tab-leyendas-black 
TPM-CGYoda

¿Algo más que decir tienes, Qui-Gon?

Este artículo o una parte del mismo debe ser expandido. Revisa las wikis en otros idiomas o esta discusión para buscar información adicional.

«¿Tu puedes ver mi entorno?"
"Vas a pagar por lo que hiciste."
"Yo no veo el tuyo. Sólo a ti.»
―Kylo Ren y Rey[fuente]

Un lazo de la Fuerza era una conexión poderosa que existía entre dos individuos sensibles a la Fuerza. A través esta, las personas conectadas podían comunicarse entre sí aunque estuvieran en lugares separados a través de una visión de la Fuerza compartida. Se podría formar un vínculo entre dos aliados, como un Maestro Jedi y su Padawan, o dos enemigos que se adhieren a lados opuestos, la luz y el lado oscuro de la Fuerza. El lado oscuro poseía una habilidad que permitía que una parte externa, como un Lord Sith, aprovechará este lazo de Fuerza.

En el clímax de las Guerras Clon, Darth Sidious y Darth Tyranus, los Señores de los Sith, buscaron socavar la Orden Jedi rompiendo la voluntad del Gran Maestro Yoda, que compartía un vínculo de Fuerza con Tyranus, un Jedi caído que una vez fue aprendiz de Yoda. Durante el reinado del Imperio Galáctico, el aspirante Jedi Ezra Bridger se vinculó psíquicamente con Maul, un antiguo aprendiz de Sidious, debido a un ritual que fusionó sus respectivos holocrones. Como efecto secundario, Bridger experimentó una serie de alucinaciones y visiones auditivas durante un tiempo.

Muchas décadas más tarde, el guerrero oscuro Kylo Ren desarrolló un lazo de Fuerza con Rey, una carroñera de Jakku convertida en Jedi. La conexión entre Ren y Rey, quienes poseían una intensidad bruta en la Fuerza, era poderosa en la medida en que podían interactuar físicamente entre sí a pesar de estar en dos lugares separados. A medida que su vínculo se hizo más fuerte, Rey se aseguró de que su destino se entrelazara con el destino de Ren.

Descripción

«Ben,al tocar tu mano, pude ver tu futuro. Una silueta apenas, pero solida y clara.»
―Rey, refiriéndose a uno de los efectos de su vínculo con Kylo Ren[fuente]
Un lazo de la Fuerza era un poderoso vínculo entre dos personas sensibles a la Fuerza que finalmente conectaban sus mentes y les permitían comunicarse a través de grandes distancias a través de la Fuerza.[2] El alcance del lazo fue enorme; podría abarcar toda la galaxia, manteniendo dos seres unidos en un vínculo psíquico a pesar de la distancia física entre ellos.[4] Como resultado, las personas involucradas podían verse y escucharse a través de una visión de la Fuerza compartida, lo que también les permitía establecer contacto físico entre ellos y sus respectivos entornos.[2] La fuerza del lazo dependía del grado de sensibilidad de la Fuerza de los individuos unidos entre sí, es decir, cuanto más fuertes eran en la Fuerza, mayor sería su conexión.[5] En algunos casos, un lazo o vínculo psíquico podría causar que al menos una de las personas afectadas sufra alucinaciones auditivas y visuales.[3]

Aplicación

«¿Por que la Fuerza nos conecta? A los dos…»
―Kylo Ren, a Rey[fuente]
Dooku vs yoda

Yoda y Dooku desarrollaron un fuerte lazo de la Fuerza como Maestro y aprendiz, años antes de la caída de este último al lado oscuro.

En la Orden Jedi, la relación entre el Maestro y el aprendiz podría resultar en la creación de un lazo de la Fuerza entre ellos.[1] También era posible que existiera un vínculo entre dos individuos alineados en espectros opuestos de la Fuerza, específicamente el lado oscuro y la luz.[2]

Era posible que una parte externa aprovechara un lazo de la Fuerza. Por ejemplo, un Lord Sith podría manipular las visiones de la Fuerza de un objetivo seleccionado mediante el uso de un poder de la Fuerza conocido como ilusión oscura. Se requería un antiguo ritual del lado oscuro para aprovechar la oscura ilusión. Primero, el practicante tuvo que extraer sangre de la persona con quien el objetivo compartía un vínculo, y luego se mezclaba con una serie de rayos de la Fuerza en un altar de sacrificios. En esta etapa del ritual, el practicante cantaba un viejo conjuro Sith en el idioma Balc, mientras que el vinculado se concentraba en su vínculo con la víctima deseada. Una vez que se completara el ritual, el Lord Sith podría mirar dentro de la mente de su objetivo mientras controlaba sus visiones hasta cierto punto.[1]

Ciertos rituales basados ​​en la Fuerza podrían resultar en la creación de una conexión psíquica entre dos sensibles a la Fuerza,[3] como la fusión de dos holocrones.[6] En el caso de combinar un holocrón Jedi con un holocrón Sith, el ritual requería que un usuario del lado de la luz y un usuario del lado oscuro trabajaran juntos.[7] Si el proceso era interrumpido, los participantes podrían relacionarse mentalmente entre sí.[6] También se podía crear un vínculo entre dos individuos sensibles a la Fuerza por un ser que también era sensible a la Fuerza y ​​fuerte en el lado oscuro de la Fuerza. Las personas involucradas podrían ser manipuladas sutilmente por el que forjó el vínculo entre ellas.[2]

Usuarios

Dooku y Yoda

«El Maestro Yoda ha venido a Moraband, aunque por qué, No tengo idea. Pero, utilizaremos el fuerte vínculo que alguna vez existió entre tu maestro y tú para lograr ver cosas que no veríamos de otra forma.»
―Darth Sidious, a Darth Tyranus[fuente]

Ezra Bridger y Maul

«El portador de la oscuridad del que te hablé, aquel que quería combinar los holocrones… Lo he visto aquí, en Atollon.»
―Ezra Bridger, buscando respuestas del Bendu con respecto a su vínculo psíquico con Maul[fuente]

Kylo Ren y Rey

«Jamás me sentí tan sola."
"No estás sola."
"Ni tu lo estás. Aún no es tarde…»
―Rey y Kylo Ren[fuente]

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores.