Fandom

Star Wars Wiki

Laigrek

23.961páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Compartir

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Cet article parle d'un sujet considéré comme Canon.Este es un artículo destacado de Star Wars Wiki en español.
«Cerré la puerta aquí. Pensé que iba a ser abono de laigrek.»
―Jorran[fuente]

Los laigreks eran una especie no inteligente de insectos depredadores nativos del planeta herboso Dantooine ubicado en el Borde Exterior, donde infestaban las partes subterráneas oscuras y húmedas del planeta. Tenían seis patas y exoesqueletos con partes inferiores rojas y blancas. Sus cabezas también tenían un par de protuberancias como cuernos y ojos bulbosos de color rojo. Los laigreks no fueron vistos alrededor del Enclave Jedi de Dantooine antes del 3.956 ABY, y sólo llegaron cinco años después de que el Enclave fuera bombardeado por las fuerzas del Imperio Sith bajo el mandato de Darth Malak durante el apogeo de la Guerra Civil Jedi. Se sabe que vivían bajo tierra en las regiones montañosas que rodeaban a la antigua academia Jedi. Sin embargo, a raíz del bombardeo, empezaron a infestar las ruinas del subnivel de la academia. A medida que el puesto de avanzada Khoonda trataba de asegurar el control de Dantooine, los laigreks aterrorizaron a los chatarreros que intentaban encontrar artefactos en el Enclave, a veces hasta mataban a los aspirantes a caza-tesoros. Ellos ocasionalmente se aventuraban fuera del subnivel del Enclave, aunque les dejaron los territorios adyacentes a otras criaturas.

Biología y apariencia

«El cristal era más rojo que el ojo de un laigrek.»
―La Jedi Exiliada describe un cristal de sable de luz[fuente]

Los laigreks, una especie de insectos nativos del remoto mundo de Dantooine, del Borde Exterior, poseían un exoesqueleto con capas blindadas y seis patas con forma de guadañas. Con sus cuerpos flexibles, las criaturas eran capaces de arrastrarse en sus seis extremidades, o pararse con sus cuatro patas traseras mientras atacaban con sus dos patas delanteras. Esto doblaba su tamaño, haciéndolo aproximadamente la mitad del de los humanos.[2] La parte trasera de su armadura de capas estaba compuesta por una sustancia negra brillante, y una roja y blanca que cubría el vientre. Un par de pequeños cuernos negros sobresalían de la parte superior del extremo posterior del laigrek, y unas proyecciones en forma de espinas adornaban los lados de su cuerpo. En sus patas tenían dos articulaciones, y las superficies inferiores de sus miembros parecidos a cuchillos tenían bordes aserrados. La cabeza de la criatura tenía dos grandes bultos negros, salpicados por varios ojos color rojo sangre.[1] Los laigreks también tenían dos antenas parecidas a espinas que se extendían desde la corona de sus cabezas, y poseían una boca con tres piezas bucales.[3]

Había al menos una subespecie de laigrek, la cual era más grande y más agresiva. Esta variante, conocida como "laigrek mortal," tenía la habilidad de respirar fuego a distancias cortas, y podía resistir altas temperaturas. Esta combinación los hacía más letales.[1]

Comportamiento e inteligencia

Laigreksgroup.jpg

Laigreks en el Enclave Jedi.

«Los malditos laigreks salieron de la nada, tuve que correr por mi vida antes de que me hicieran su comida.»
―Suulru[fuente]

Los laigreks eran depredadores rápidos y letales, muy capaces de cazar y matar a un humano u otra presa de mayor tamaño, haciéndolos fieros oponentes a todos excepto al viajero bien equipado. Normalmente, estas criaturas no-inteligentes se dedicaban a sus asuntos. Sin embargo, estaban constantemente atentos por intrusos. Cuando detectaban intrusos en su territorio, los laigreks respondían y atacaban rápidamente. Su método preferido de ataque era utilizar sus patas delanteras como grandes garras, acuchillando a sus víctimas repetidas veces, así como morder con sus afiladas bocas. Normalmente eran encontrados en pequeños grupos, y sólo rara vez en solitario. Cuando corrían o caminaban, los laigreks se movían bajo y paralelo a la superficie, lo que les permitía moverse más rápido al dejar que sus dos patas delanteras tocaran la tierra. A menudo emitían un chirrido.[1]

Historia

«Les gustan los túneles y nunca vimos muchos de ellos, salvo bajo tierra en las regiones montañosas. Aunque creo que para un laigrek, estos subniveles deben de ser el paraíso.»
―Jorran le describe los laigreks a la Jedi Exiliada[fuente]

Durante el apogeo de la Guerra Civil Jedi en el 3.956 ABY,[4] el Enclave Jedi fue bombardeado por las fuerzas del Imperio Sith comandadas por Darth Malak en un intento por acabar con los Jedi reunidos allí.[5] A raíz del ataque, los Sith ocuparon Dantooine temporalmente, espantando y ejecutando a muchas familias de colonos prominentes. Cuando la Jedi Exiliada llegó al remoto mundo cinco años después,[4] los restos del Enclave habían sido infestados por los insectos, específicamente en el subnivel, procedentes de sus hábitats naturales en las regiones montañosas del planeta. Ésto probó ser una amenaza seria para aquellos que trataban de recuperar artefactos Jedi de las ruinas, el comercio del que el gobierno de Khoonda había llegado a depender como una fuente de ingresos.[1]

Ya que los chatarreros vieron una oportunidad de oro para buscar entre las ruinas del Enclave Jedi, inundaron cada vez más los alrededores de Khoonda con la intención de saquear la academia en ruinas en busca de objetos de valor, los cuales eran abundantes al principio. Sin embargo, debido a la presencia de tantos laigreks, aventurarse en el subnivel era extremadamente peligroso. Con el fin de limitar el peligro de los ataques de laigreks, y también para imponer un impuesto y regular el comercio en artefactos de los que Khoonda dependía, se necesitaba un permiso especial para acceder al subnivel. En algún momento, un granjero llamado Suulru trató de tomar un atajo de vuelta a su casa, que lo llevó cerca de las ruinas del Enclave. Fue atacado por un grupo de laigreks y se vio forzado a dejar su equipo y huir.[1]

Cuando un grupo de chatarreros, liderados por Taepalae y que incluían a Jorran en el equipo, trataron de acceder a las áreas que todavía no habían sido saqueadas, se encontraron con un enjambre de laigreks. Aunque la mayoría escaparon, Jorran fue abandonado en el subnivel, donde se las había arreglado para sellarse a si mismo en una habitación con la esperanza de mantener a los laigreks alejados. Él fue encontrado más tarde por la Exiliada durante su búsqueda del Maestro Jedi Vrook Lamar. Durante su búsqueda, la Exiliada y sus compañeros eliminaron a todos los laigreks en el subnivel. A continuación, ella le informó al chatarrero que el camino estaba despejado, por lo que él abandonó el área rápidamente.[1]

Entre bastidores

Los laigreks aparecieron por primera vez en el videojuego Star Wars: Caballeros de la Antigua República II: Los Señores Sith, desarrollado por Obsidian Entertainment. Si el jugador toma el camino oscuro en el juego, entonces la Exiliada puede mentirle a Jorran, convenciéndolo de que el camino está despejado a pesar del hecho de que los laigreks aún infesten el área. Ésto resulta en la muerte del chatarrero a medida que es atacado por el enjambre de insectos.[1]

De acuerdo al contenido descubierto por The Sith Lords Restoration Project, un equipo de entusiastas tratando de modificar el juego para restaurar el contenido eliminado de la versión final, iba a haber una padawan llamada Kaevee accidentalmente abandonada durante la evacuación de la Orden Jedi de Dantooine, que era la razón detrás de los insectos que infestaban el subnivel. Ella habría hecho esto para ayudarse a sí misma a proteger los tesoros y secretos enterrados en las ruinas del Enclave. El personaje Kaevee apenas estaba en entrenamiento cuando ocurrió el ataque a Dantooine, y no poseía conocimientos suficientes para distinguir el lado oscuro del luminoso de la Fuerza. Cuando los Sith asaltaron el Enclave Jedi, buscando—y preguntando solamente acerca de—Revan, Kaevee debió de haberse refugiado en el subnivel del Enclave, donde se propuso cuidar el lugar, convocando a los laigreks para que la ayudaran. Ella se encariñó con las criaturas, llamándolas "mascotas." La Exiliada tenía un número de opciones para la padawan, una de las cuales era llevarla al lado oscuro, pero fueron eliminadas junto a Kaevee.[6]

Las partes ambiguas de este artículo originalmente iban a estar en el juego, pero fueron eliminadas debido a faltas de tiempo, dejando varios cabos sueltos, incluyendo el origen de los laigreks.[7] Sin embargo, líneas opcionales en el diálogo entre la Exiliada y Atton Rand después de su escape de la Instalación Minera Peragus indica que las criaturas no eran desconocidas.[8]

Apariciones

Fuentes

Notas y referencias

  1. 1,0 1,1 1,2 1,3 1,4 1,5 1,6 1,7 1,8 1,9 Star Wars: Caballeros de la Antigua República II: Los Señores Sith
  2. Basado en la comparación de alturas entre el jugador, los miembros del equipo, y los laigreks en el juego Star Wars: Caballeros de la Antigua República II: Los Señores Sith.
  3. Knights of the Old Republic II: The Sith Lords: Prima Official Game Guide
  4. 4,0 4,1 The New Essential Chronology
  5. Star Wars: Caballeros de la Antigua República
  6. Team Gizka Forums, donde tienen una lista de lo que fue eliminado del juego
  7. Página oficial de Team Gizka
  8. En ruta a Telos IV, Atton Rand le pregunta a la Exiliada acerca de su sable de luz. Cuando Rand le pregunta si era rojo, el jugador tiene la opción de decir que sí, describiéndolo como "más rojo que el ojo de un laigrek."

Enlaces externos

Otros idiomas
 La versión original de este artículo, o parte del mismo, fue traducida de Wookieepedia, ver autores.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar